Algunos la siguen denominado como “la escuelita de La Montañesa” –debido a su cercanía con esta localidad del departamento de Canelones–, mientras que otros, simplemente, le dicen “la 81” –dado que es el único centro educativo en esa zona desde hace más de siete décadas–, porque ese es el número de esta Escuela Rural que, en 2011, pasó a trabajar bajo la modalidad de Tiempo Completo.

De hecho, según recordó durante el acto de inauguración la directora Viviana Tuneu, este centro educativo “fue fundado en 1923, primero como Escuela Volante, y luego, en la década de 1930, como Escuela Rural, siendo otro el sitio en el que se encontraba, porque desde 1943 la escuela funciona en el local en el que está ahora”.

Un local que ha cambiado mucho, ya que fue en mayo de 2013 cuando se iniciaron las obras de ampliación y remodelación del establecimiento, cuyos ejes principales fueron el rediseño de cuatro aulas, más la construcción a nuevo de dos aulas –hechas en lo que fue la casa habitación de la escuela, ya que al tratarse de una Escuela Rural contaba con esta habitación en la que vivía el maestro director–, los servicios sanitarios, la cocina y el comedor, cuyas dimensiones alcanzan los 200 m2.

En este sentido, Virginia Tort, coordinadora general de Tiempo Completo, recordó que hace más de un año, cuando estuvieron reunidos todos los actores de la escuela y la comunidad con los responsables de PAEPU (Proyecto de Apoyo a la Escuela Pública Uruguaya), “nos recibieron con una fiesta, estaban encantados de recibir las ideas en papel de cómo iba a quedar la escuela, esta escuela que tienen hoy, y desde ese momento nos enseñaron a tener paciencia y alegría”.

Tort señaló que cómo no iba a ser una linda escuela, “una isla de frescura”, si allí todos trabajan “en total armonía, compartiendo sus problemas, discutiéndolos, porque de eso se trata una Escuela de Tiempo Completo: un lugar para resolver los trabajos en equipo, un lugar para trabajar en la vuelta de una consigna y cómo esa consigna puede resolverse”.

Con siete maestros y cuatro profesores vinculados a disciplinas como Educación Física, Segundas Lenguas, Artes Visuales y Música –más el personal auxiliar–, la Escuela de Tiempo Completo N° 81 de Rincón de Pando ofrece, de 8.15 a 15.45 horas, una educación de calidad para 175 alumnos desde nivel inicial 4 a 6° año.

Según Tort, la Escuela N° 81 reúne todas las características que identifican a una Escuela de Tiempo Completo, como por ejemplo, “que es una escuela con más tiempo para todos, y ese para todos es tanto para alumnos como maestros y familias”, agregando que también se vive la escuela como un lugar de experiencia, que los maestros son maestros de la escuela, que el edificio en sí es una invitación a revisar los espacios de la escuela, porque todos estos espacios educan y, fundamentalmente, “que es una escuela que se arma y desarma para ofrecer experiencias múltiples a todos sus actores, ya sea desde compartir el comedor o generando proyectos para la comunidad, generando juegos, asambleas, es decir, una escuela abierta”.

También durante la inauguración, el secretario general de la Intendencia de Canelones, Yamandú Orsi, señaló que lo que se estaba viviendo allí en Rincón de Pando era “un claro ejemplo de responsabilidad, un claro ejemplo de hacerse cargo, de que cuando las autoridades asumimos un compromiso que podemos cumplir, lo hacemos. Y en este caso hablo de las autoridades de la Educación, nosotros como Intendencia sólo somos partícipes de la alegría, pero los que están dando el ejemplo de que cumplen con los compromisos es Primaria y la educación Pública”.

Orsi remarcó que las cosas pueden hacerse de dos maneras: “más o menos, o como la gente”, señalando que la Escuela de Tiempo Completo N° 81 “es un ejemplo de que no importa en qué rinconcito perdido en el mapa esté situada la escuela para ser lo que es ésta, un lujo de escuela”.

Por su parte, el director general del Consejo de Educación Inicial y Primaria (CEIP), Héctor Florit, señaló que “inaugurar una escuela es concretar los sueños de muchos, durante mucho tiempo”, agregando que lo que se concreta con un edificio nuevo es “una mejor educación, con más comodidad, con más posibilidades para estudiar, para disfrutar, para ser feliz”.

Florit remarcó que la Escuela N° 81 forma parte de las 196 Escuelas de Tiempo Completo que tiene el país, y que en este camino de prioridad de ofrecer más y mejor educación para los niños, está todo el equipo de personas que trabaja para la educación pública.

Finalmente, el subsecretario de Educación y Cultura, Óscar Gómez, dijo que la idea de extender el tiempo pedagógico en lo que hoy se conoce como Escuelas de Tiempo Completo tiene una larga historia, pero que era justo que se señalara que tuvo un momento de aceleración, como el que se está viviendo en los últimos años.

“Grandes logros significa nuevos desafíos”, puntualizó Gómez, remarcando que debemos redoblar los esfuerzos para seguir teniendo más tiempo para una educación de calidad no sólo en Rincón de Pando, sino en todos los rincones del país.