El Consejo de Educación Inicial y Primaria inaugura en el departamento de Rocha una nueva Escuela de Tiempo Completo, la N° 75, ubicada al sur de la ciudad y con seis aulas para 240 alumnos de 1° a 6° año y 2 salas más para preescolares.

El pasado viernes, durante la inauguración de una nueva Escuela de Tiempo Completo (ETC) en el departamento de Soriano, el director general del Consejo de Educación Inicial y Primaria (CEIP), Héctor Florit, recordaba que actualmente existen en todo el país 190 centros educativos que trabajan bajo esta modalidad, y que en marzo de 2014 se superaran las 200.

“Al comienzo de esta administración los representantes dijeron: vamos a llegar a las 300 Escuelas de Tiempo Completo. Hoy podemos decir que estamos bien cerca de eso. En marzo vamos a superar las 200. Tenemos 40 jardines de Tiempo Completo más 40 escuelas de Tiempo Extendido. Es decir, tenemos más de 280 instituciones trabajando en esta línea. Esto es patrimonio de todos, no de una administración, no de un consejo. Es el acumulado de un país que está convencido de cambiar. Y el cambio es ahora, porque la niñez es hoy”, puntualizó Florit.

Porque la niñez es hoy, y porque el CEIP sigue trabajando en su política de transformación y creación de ETC, este miércoles 23, en el marco del Proyecto de Apoyo a la Escuela Pública Uruguaya (PAEPU), el departamento de Rocha es el seleccionado para continuar adelante con el plan de inauguraciones de más centros educativos que trabajarán bajo esta modalidad.

Más precisamente se trata de la Escuela N° 75, cuyo nuevo edificio –dado que antes funcionaba en un edificio municipal– está ubicado en un barrio al sur este de la ciudad de Rocha, entre las rutas 9 y 15, en una zona baja, limitado en sus laterales por una cañada y hacia el fondo por un paisaje visual enmarcado por un monte de eucaliptus.

Teniendo en cuenta estos elementos, el equipo de arquitectos que diseñó el proyecto de la Escuela N° 75, Marina Abrahams y José Di Franco, definieron una estructura en planta baja compuesta por dos volúmenes principales, relacionados por una galería techada que oficia de costura y a la vez, contribuye a la caracterización de los distintos patios. El vínculo del espacio interior-exterior, uno de los objetivos del proyecto, se ve reforzado por la transparencia formal y visual propuesta.

La capacidad de esta escuela es para 240 alumnos, quienes se repartirán en seis aulas para niños de 1° a 6° año y dos aulas para preescolares, cada uno con sus respectivos servicios, más un comedor, la cocina, la dirección, la sala de maestros y áreas de esparcimiento y deportes.

ETC: un modelo de escuelas inclusivas, integrales y equitativas

Vale recordar que en las ETC los alumnos permanecen siete horas y media en los establecimientos, asegurándose así para ellos una educación de calidad, integral y equitativa, en la que con la incorporación de distintas materias y disciplinas, como educación física, conocimiento artístico, acceso a nuevas tecnologías y segundas lenguas, los niños enriquecen su conocimiento y adquieren más y mejores herramientas para enfrentar las exigencias del mundo contemporáneo.